24.05.2016

Schindler, proveedor en el nuevo aeropuerto de Estambul

Schindler será la empresa encargada de suministrar, instalar y mantener 306 ascensores, 159 escaleras mecánicas y 183 rampas móviles del nuevo aeropuerto de Estambul. El que será el aeropuerto más grande del mundo planea acoger más de 150 compañías aéreas y llegar a más de 350 destinos diferentes.

Nuevo aeropuerto de Estambul

La multinacional suiza se ha adjudicado el contrato con la empresa Istanbul Grand Airport (IGA) por el cual suministrará un total de 648 unidades en el nuevo aeropuerto de Estambul. Schindler instalará y mantendrá 306 ascensores, 159 escaleras mecánicas y 183 rampas del que será el aeropuerto más grande del mundo.

Yusuf Akçayoğlu, CEO de IGA, asegura que “Schindler, además de proporcionar productos de alta calidad y un servicio de confianza, también ofrece una excelente gestión de los proyectos acorde a las exigencias de movilidad que requiere este gran aeropuerto”. Por su parte, Thomas Oetterli, CEO del Grupo Schindler ha comentado: “Estamos muy orgullosos de formar parte de esta alianza y de ser el principal proveedor con nuestra tecnología más innovadora”.

No es la primera vez que Schindler colabora con la movilidad en los aeropuertos. La multinacional suiza está presente en aeropuertos de diferentes ciudades como Singapur, Seúl, Bombay, Londres, Múnich o Roma. Una vez terminado, el nuevo aeropuerto de Estambul, espera acoger a más de 150 compañías aéreas para llegar a más de 350 destinos con una capacidad anual de hasta 200 millones de pasajeros.

Sobre Schindler

Fundado en Suiza en 1874, el Grupo Schindler es uno de los líderes mundiales en el sector de ascensores, escaleras mecánicas y otros servicios relacionados con el transporte vertical. Las soluciones de movilidad urbana de Schindler transportan diariamente a mil millones de personas en todo el mundo. Tras el éxito de la compañía se encuentran los más de 57.000 empleados presentes en más de 100 países.